lunes, 7 de septiembre de 2015

Laberintos en colegios (I)

   En una entrada anterior de éste blog se trató, brevemente, el uso de laberintos en edificios públicos. Esta entrada recoge un ejemplo de uso de laberintos en colegios, en concreto en la Teaticket Elementary School (Falmouth)




   Lo interesante no es el laberinto en sí mismo, ni el diseño (estilo Chartres, aunque sin calcarlo. Algún día haré una entrada sobre la falta de originalidad en las instalaciones de laberintos y lo fácil que sería instalar laberintos con un diseño un poco más original), sino que lo interesante reside en la reflexión que hace Lynn Vab Etta, profesora de preescolar, que fue quien propuso al director de la escuela la instalación, sobre el laberinto. Traduzco de forma rápida parte de lo que ha dicho:

"Nuestro trabajo como educadores tempranos es ayudar a los niños a desarrollar autoregulación y amor por el aprendizaje. Vivimos en un mundo muy acelerado y sobre-programado, y recorren un laberinto te ralentiza de forma natural. Requiere concentración y centrarse mientras que potencia la creatividad y la imaginación".... "Tiene un efecto calmante para la mente y el cuerpo. Sentimos que es un complemento creativo perfecto para los jardines que integra literatura, ciencia, diseño artístico y actividad física"

   Aquí, el enlace a la noticia original y aquí el enlace a la web de la escuela.